null

EXPACE lidera el proyecto LABYRINTH, enfocado en el desarrollo de un sistema autónomo de gestión de rutas para drones

El proyecto está enmarcado dentro del Programa Horizonte 2020.
Su objetivo es conseguir una comunicación centralizada en áreas determinadas, procesar sus puntos de origen y destino y calcular rutas para evitar colisiones.
EXPACE, la compañía de ARQUIMEA Group especializada en el desarrollo de tecnologías y soluciones para el sector Defensa, asume el rol de coordinación técnica, liderando el consorcio de las trece empresas y organismos de investigación internacionales que forman parte del proyecto H2020 LABYRINTH (Unmaned Traffic Management 4d path planning technologies for drone swarm to enhance safety and security in transport). LABYRINTH consiste en el desarrollo de un sistema autónomo de gestión y planificación de rutas de tráfico no tripulado para drones. El objetivo es conseguir una comunicación centralizada en áreas determinadas, procesar sus puntos de origen y destino y calcular rutas para evitar colisiones. El proyecto contará con una dotación presupuestaria de cinco millones de euros y será desarrollado en un plazo de tres años.El control del tráfico no tripulado (UTM, por sus siglas en inglés Unmaned Traffic Management) es una de las principales líneas de investigación de la NASA, la Administración Federal de Aviación (FAA), otras agencias federales asociadas y la industria. Las aplicaciones de drones son potencialmente revolucionarias y ventajosas en términos de costes de inversión y operación, de resolución espacial, de agilidad y resolución temporal, etc. Sin embargo, los problemas de seguridad y control que conllevan las han convertido en irrealizables en la mayoría de los escenarios de baja altitud. A través del desarrollo del proyecto LABYRINTH, EXPACE contribuye solventar los problemas de seguridad en estos espacios y mejorar la eficiencia de traslados civiles en carreteras, puertos y aeropuertos; incluidas las operaciones de asistencia de emergencia.En el U-Space, marco diseñado para integrar operaciones de drones en bajo nivel del espacio aéreo de la UE, se utilizan actualmente aplicaciones de geofencing o técnica perimetral. Sin embargo, aunque es una tecnología útil para evitar la presencia de drones en lugares restringidos, no está preparada para enfrentar la futura proliferación de drones en áreas como las ciudades, donde el riesgo de colisión es más elevado. El consorcio de entidades que forman parte del proyecto está formado por instituciones y empresas como la Universidad Carlos III de Madrid, el Centro Aeroespacial Alemán, la Jefatura Central de Tráfico, Telefónica Investigación y Desarrollo, Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial Esteban Terradas, EUROCONTROL (Organización Europea para la Seguridad de la Navegación Aérea), el DIN (Deutsches Institut für Normung), la ADSP Ligure Orientale, el AIT (Instituto de Tecnología de Austria), PONS Seguridad Vial, el Ayuntamiento de Madrid y PKF Attest.El proyecto LABYRINTH sitúa a EXPACE en el estado del arte de las aplicaciones autónomas de drones y contribuye a alcanzar un transporte más seguro, eficiente y sostenible.
Menú